Energía

El sector de la energía ha vivido un ciclo de cambio continúo que le ha permitido adaptarse a lo largo de la historia a las necesidades de consumo de la sociedad. Cada adaptación conlleva retos de gran complejidad resueltos con tecnología.

La energía es el motor del crecimiento económico

La historia de la mejora de las condiciones de vida de la sociedad es la historia de la mejora de la cantidad de energía disponible por persona. Las naciones que han conseguido una mayor cantidad de energía y mejor distribuida han conseguido más prosperidad y condiciones de vida más justas.

En la naturaleza hay una gran cantidad de energía, mucha más de la que la sociedad necesita, pero conseguir que esa energía sea útil es el gran desafío y objetivo. Para ello hemos dedicado ingentes cantidades de recursos a investigar cómo hacerlo y con ello hemos transformado la sociedad.

Si bien las dos primeras revoluciones industriales fueron más disruptivas en cuanto a la generación de energía. La tercera ha sido más definida en cómo consumimos la energía y su disponibilidad cambiando aún en mayor medida su impacto en la sociedad, lo cual se refleja en la cantidad de energía consumida en el mundo.

Actualmente nos encontramos en el inicio de la cuarta revolución industrial, la de la inteligencia artificial. Vamos a asistir a un cambio aún más profundo en nuestro modelo de sociedad, en la forma en que trabajamos, nos comunicamos, disponemos de productos y servicios. En la tercera y cuarta revolución industrial se puede observar el decisivo aporte de las tecnologías de la información para conseguir estos cambios.

Energía
Joseba Martínez-Amutio, Director de Cuentas, Avalon
Joseba Martínez-Amutio, Director de Cuentas, Avalon

Retos

El crecimiento de la población, la transición hacia nuevas formas de energía más limpias y los profundos cambios sociales que esto conlleva, la tecnificación de la sociedad y la geopolítica van a condicionar la disponibilidad de energía a nivel global durante las próximas décadas.

Joseba Martínez-Amutio, Director de Cuentas — Avalon

Las empresas energéticas han de optimizar su gestión si quieren sobrevivir

Podemos resumir los grandes retos globales del negocio energético — con algunos ejemplos — en grandes grupos de trabajo:

  • Identificación de nuevas fuentes de generación de energía: fusión nuclear, extender su uso de la geotermia, nuevos modelos generadores para la energía eólica y fotovoltaica, biocombustibles.
  • Mejora de fuentes de generación actuales: Extracción de petróleo, aprovechamiento de pozos, petróleo pesado; molinos eólicos; paneles solares más eficientes, con nuevos componentes y arquitectura física.
  • Transporte: Distribución de energía eléctrica y transporte de combustible.
  • Comercialización: Personalización de la oferta, análisis del consumo, gestión de la demanda.
  • Transición Energética: Adaptar el consumo de energía a los cambios de modelo en la generación, transporte y consumo de la energía. Por ejemplo, el cambio de fuentes de generación.

Además las empresas energéticas han de competir optimizando su gestión. Podemos mencionar algunos ejemplos:

  • Procesos de negocio.
  • Conocimiento del cliente.
  • Previsión de la demanda eléctrica.
  • Mantenimiento de activos.
  • Ofertas personalizadas.
  • Mejora continua de rendimiento de instalaciones de generación y transporte.
  • Investigación en nuevas tecnologías y fuentes de generación.

El rol de las tecnologías de la información

Estos retos se han llevado a cabo con mejoras tecnológicas tales como el uso de nuevos materiales, tecnologías de la información e I+D. Actualmente el gran crecimiento de la población mundial está condicionando la cantidad de energía disponible por persona encareciendo el precio de la energía.

Las empresas energéticas para ser competitivas a nivel global han de mejorar de forma continua sus sistemas de información garantizando tanto unos procesos de negocio optimizados como una seguridad en la transmisión y almacenamiento de datos.

Como siempre confiamos en que los avances tecnológicos nos permitan equilibrar la oferta y la demanda, aunque en este momento el reto es aún más complejo dada la evolución demográfica y la situación actual de las fuentes de generación disponibles.

Digital is Human

Avalon Energy

Somos expertos en todo el ciclo de vida de la energía — generación, transporte y comercialización — los sistemas de información implicados y la transición energética.

En Avalon siempre hemos considerado la energía como un sector prioritario en nuestra estrategia de oferta de servicios.

Disponemos de servicios de consultoría de transición energética, descarbonización, combustibles de segunda y tercera generación, biocombustibles, consultoría legal y sobre regulación para adaptar recursos y procesos de negocio, observatorios tecnológicos e incluso el desarrollo de un molino eólico de eje vertical de 100 Kwh.

Somos expertos en todo el ciclo de vida de desarrollo sistemas de información para afrontar los retos a los que se enfrentan las empresas energéticas y el control gubernamental del sector energético por parte del gobierno: supervisión de la competencia, cumplimiento de medidas regulatorias.

Nuestro modelo de negocio se basa en colaborar con nuestros clientes en la transición digital de forma completamente personalizada.

Estamos seguros de que vamos a asistir al mayor cambio jamás vivido en cuanto a cómo consumimos energía y ello implica un planteamiento muy profundo en los procesos de negocio, tanto productivos como comerciales.

Nuestra experiencia de más de 15 años en este sector nos permite disponer de una oferta de servicios idónea para acompañar a nuestros clientes en una transición digital de éxito.

Algunos de nuestros clientes en el sector energético

  • Iberdrola
  • Ministerio de Industria, Comercio y Turismo
  • Endesa